08 Octubre 2018

La Universidad de la Singularidad: Futuro Incierto

Por Josefa Sanhueza Pérez - Estudiante de Medicina UFT

La Universidad de la Singularidad: Futuro Incierto

La Universidad de la Singularidad (Singularity University) fue fundada en 2008 por Peter Diamandis, Robert D. Richards y Raymond Kurzwell, con apoyo de Google y la NASA, en Silicon Valley, California. Su misión es “Educar, inspirar y empoderar a los líderes a que apliquen tecnologías exponenciales para abordar los grandes desafíos de la humanidad” (Singularity University, 2018). Se autodescriben como una comunidad global, con sedes en varios países del mundo. En el último tiempo, cada vez se suman más auspiciadores privados como marcas, empresas de biotecnología, firmas prestadoras de diversos servicios tales como CAT, W2O group, Deloitte, Genentech, Human Longevity inc., entre muchas otras que se exhiben de forma pública en el sitio web de la universidad.

Su particular nombre deriva del término “Singularidad tecnológica”, que se define como: El advenimiento hipotético de la inteligencia artificial fuerte (Strong AI), que implica que equipos de computación o robótica sean capaces de rediseñarse a sí mismos, creando mejores y nuevas generaciones de computadores. Esto tiene un fuerte vínculo con la disrupción tecnológica que algunos pensadores y matemáticos prevén llegará el 2045.

Este centro de estudio ofrece cursos de nueve semanas, con clases personalizadas y charlas motivacionales, orientados a quienes consideran como “líderes” y puedan pagar los productos que ofrecen. La entidad ofrece charlas en todo el mundo, sobre liderazgo, manejo de empresas y el éxito en los negocios, sin embargo, se puede observar una ambición que va un poco más allá que empoderar a empresarios de todo el globo, si no que tiene más que ver con la creación de nuevas tecnologías y en un futuro donde puedan solucionar ciertos problemas para la especie humana.

Al analizar su lema, surge la pregunta: ¿cuáles sería los “grandes desafíos de la humanidad”? y, ¿cómo planean solucionarlos?

En su página web se pueden encontrar el programa “doce grandes desafíos globales” (GGCs), enfocados en tres ejes: (i) asegurar que las necesidades básicas de todas las personas estén cubiertas, (ii) sostener y mejorar la calidad de vida y (iii) mitigar futuros riesgos. Dentro de los desafíos (doce en total) se encuentran buscar fuentes de energía sustentable, asegurar el consumo de alimentos y agua de forma segura y saludable de todas las personas y para siempre, crear un uso seguro y equitativo del espacio en el futuro de una humanidad multi-planetaria, asegurar la participación equitativa de la gente en los gobiernos y finalmente asegurar el acceso a la salud, el aprendizaje y la seguridad para todas las personas.

Los desafíos señalados, los cuales no solo son problemas para la humanidad en el futuro, sino que también están vigentes hoy en día, pretenden ser solucionados por la Singularity University con ideas que ellos definen como innovadoras y rupturistas, provenientes desde los futuros líderes mundiales que participen en sus programas.

A pesar de que la SU plantee una forma democrática y sustentable de resolver los conflictos de la humanidad, ¿qué consecuencias traería esto en el futuro? Reconocer los remedios para las adversidades que se viven a diario, que día a día empeoran la calidad de vida de miles de personas e incluso producen la muerte de cientos de ellas. Sin embargo, ¿no surgiría una nueva élite mundial? Un grupo muy selecto de personas, quienes se hayan formado en esta entidad, empresarios, personas de Silicon Valley, con un innegable poder adquisitivo, quienes pasarían a controlar ya sea de forma efectiva o intelectualmente y las área más sensibles para el mundo, como la comida, el agua, la salud y una serie de tecnologías revolucionarias como la inteligencia artificial o la posibilidad del mejoramiento de las capacidades humanas (el llamado transhumanismo); frente a una situación así, es necesario preguntarse si realmente sería esto beneficioso para la humanidad y si no más bien esto constituiría un serio riesgo para el bienestar de las personas, ¿No es nocivo hoy en día que recursos estratégicos para las naciones sean controlados solo por un grupo selecto de personas?

Luego, surge la noción de que la Universidad de la Singularidad es una entidad privada asociada, como ya se mencionó antes, a una gran cantidad de empresas dedicadas a diversos ámbitos del mercado, ¿En dónde queda la seguridad de que no se lucrará con los recursos y energías obtenidas?, ¿Quién asegura la buena fe de estas personas al tener en sus manos los pilares que sustentan a la humanidad? La SU no posee ningún tipo de regulación, no se sabe si en el futuro en el que ellos plantean que solucionarán la hambruna o el envejecimiento seguirán en esta libertad de acción que podría llegar a ser perjudicial para la especie humana.

Para concluir, es importante reflexionar sobre los alcances futuros que puede llegar a tener esta explosión de tecnología que muchas veces no parece tener ninguna mesura, ni siquiera ética y qué alcances podría llegar a tener si en un futuro cae en manos inescrupulosas. A pesar de que es muy importante solucionar los problemas de la humanidad, los GGCs para la Singularity University, siempre hay que evaluar los costos y perjuicios que pueden llegar a tener para la humanidad todas estas soluciones y preguntarnos ¿Hasta qué punto se puede llegar?, ¿Hay límites para producir estas nuevas tecnologías? Y, ¿qué problemas vendrán aparejados a este nuevo escenario mundial?

 

Referencias

(i)Singularity University. (2018). About Us: What is SU?. Recuperado de: https://su.org/about/

Imagen: https://singularityuglobal.org/

logo-uft-pieacreditacion-2015

search canakkale vergi mevzuati bagimsiz denetim Mevzuat Kanunlar web security engelliler bilisim teknoloji sgk bagimsiz denetim bagimsiz denetim sorgulama internet security mevzuat vergi ve sgk mevzuati